La segunda zona turística en importancia en el estado es la Costa; famosa por las playas de Puerto Escondido, Mazunte, Zipolite, Puerto Angel y las Bahías de Huatulco.

La costa oaxaqueña te espera con muchas sorpresas para compartir con todo aquel que desee vivir la aventura, la belleza y lo sublime de la vida en un solo lugar; aquí confluyen civilizaciones milenarias, arquitectura colonial y tradiciones vivas. Sus playas son de las más visitadas en el país porque son bastante tranquilas la mayor parte del año; Puerto Escondido es uno de los destinos favoritos por nacionales y extranjeros

Las opciones para la aventura, la diversión o el descanso que la Ruta de la Costa Oaxaqueña te ofrece son amplias y diversas: disfruta los hermosos  paisajes de Huatulco, primer destino de  playa sustentable de México; bucea en las tranquilas aguas de Puerto Ángel, el puerto más antiguo de la Costa Oaxaqueña; siente la libertad de Zipolite, la playa nudista más importante de México, o conoce las diversas variedades de tortugas de Oaxaca en el Centro Mexicano  de la Tortuga, en Mazunte.

Si lo que buscas es sentir la adrenalina de las actividades acuáticas, practica surfing o boogie board en Zicatela, o sumérgete en la aventura del buceo o la pesca deportiva en Puerto Escondido. Admira la flora y la fauna de las lagunas de Chacahua y Manialtepec, y maravíllate con la tranquila belleza del manglar mientras las recorres a bordo de una lancha.

Recorre los infinitos y bellos rincones de este magnífico rincón del Pacífico, saborea la deliciosa gastronomía regional, disfruta sus cristalinas aguas, tan cálidas como la hospitalidad de sus habitantes, y llévate en la memoria los paisajes y las vivencias que te ofrece la Ruta de la Costa Oaxaqueña.


SECCIONES COMPLEMENTARIAS